Noticias y Servicios - Mercedes | 18 febrero 2017
#QuedateEnCasa
Propuestas y recomendaciones sustentables

“Proponemos es que se tenga una visión más ecosistémica para la Cuenca del Río Luján”

Representantes de organismos en defensa del medio ambiente se reunieron con el Intendente Ustarroz para presentar ideas, recomendaciones y propuestas para el Río Luján y su cuenca que se diferencian del Plan Serman.

A finales del año pasado, un taller organizado y llevado adelante por la Fundación Biosfera y la Fundación Humedales, produjo una serie de recomendaciones, ideas y propuestas para hacer en la Cuenca del río Luján. Con el fin de darlas a conocer en todos los municipios de la región es que representantes de ambos organismos se reúnen con autoridades comunales de la zona.

Así es como llegaron el jueves pasado Adriana Anzolin Fundación Biosfera  y Daniel Blanco de Fundación Humedales que integra la red de Wetlands International, al Municipio de Mercedes y al Intendente Juan Ignacio Ustarroz. En el despacho del Jefe Comunal, la máxima autoridad de la ciudad se reunió con Anzolín, Blanco y dos integrantes de la Asociación Civil local S.O.S. Hábitat, Carmen Gioscio y Federico Pescio, además de Diego Ramponi vinculado al área de medio ambiente del Municipio.

La Fundación Biosfera y la Fundación Humedales trabajaron en un proyecto de trabajos en la Cuenca que contó con el auspicio de la Embajada de Canadá. “La idea es aportar información técnica y ayudar a la participación ciudadana en cuanto al manejo de la Cuenca”, contó Daniel Blanco tras la reunión con Ustarroz.

“A lo largo de los años, desde la red de fundaciones e instituciones presentaron distintas ideas y propuestas para la Cuenca del rio Luján. El proyecto por un lado resume lo que se hizo a lo largo de los años y agrega una serie de recomendaciones acordadas por las organizaciones y universidades que participaron del taller. Lo que quiere el proyecto es facilitar el acceso de las organizaciones sociales a los procesos de decisión en cuanto a la Cuenca. Una forma de hacerlo es formalizar estas recomendaciones en un documento y acercárselas a distintos actores decisores de la Cuenca como Municipios y el OPDS”, explicaron Anzolín y Blanco.

Con el proyecto bajo el brazo, se reunieron con el Jefe Comunal y dieron cuenta de los aspectos a tener en cuenta. “El Plan Serman que es el plan de obras para el Río Luján tiene una visión muy hidráulica y nosotros creemos que tienen que incluir otras cosas, otras opciones, porque por ejemplo, una de las obras que se pretenden hacer es ensanchar 50 km el río, lo cual nos parece una barbaridad”, cuenta Anzolín poniendo de ejemplo algunos de los puntos que quieren revertir del proyecto de los gobiernos de la región.

Entre las propuestas que presentaron, entonces, la primera a realizar es el nombramiento de las autoridades del Comité de la Cuenca del río Luján (COMILU) y asegurar la representación de todos los distritos en el Consejo Consultivo. “Al no tener presidente, ni directorio, cualquier medida que se tome no tiene legitimidad. Es un proceso muy lento. Renunció el Ministro de Infraestructura del cual depende el COMILU y el remplazo no estaría nombrado todavía. Hay una situación que no está definida. Las obras vienen lentas y de esas, algunas estamos de acuerdo, como es la ampliación de los puentes, que sería una de las primeras cosas. Creemos que los puentes son como embudos. Pero no estamos de acuerdo a esto de ensanchar el cauce que se haría posterior”, agregó Anzolín.

“Lo más básico que proponemos es que se tenga una visión más ecosistémica, ecológica. El río no es un caño. El Plan Serman tiene una visión hidráulica dura. Plantea siete opciones, pero en realidad son variaciones de la misma opción.  Nosotros promovemos utilizar los servicios que brindan los ecosistemas, en este caso los humedales. Reconocerlos y usarlos  como parte  de la solución como se hace en otros países como Holanda, en donde se trabaja para correr los diques, recuperar la planicie de inundación y de esa manera recuperar la capacidad de amortización de inundación. Proponemos que el Plan Serman se siga discutiendo y se incorpore esta visión más ecosistémica y que no se termine haciendo solo las intervenciones duras”, agrega Blanco.

Asimismo, las instituciones civiles que defienden el ambiente proponen y recomiendan otras ideas para enfrentar el cambio climático y mejorar la sustentabilidad ambiental de la Cuenca del Río Luján como un ordenamiento territorial determinando las áreas de riesgos hídricos, la demarcación de la línea de ribera, la reubicación de los asentamientos precarios en áreas de riesgos, la detención de emprendimientos urbanos – muchos de ellos en situación ilegal -, y la realización de un estudio de prefactibilidad de eventuales obras hidráulicas, entre otras propuestas planteadas a Ustarroz, al igual que a otras autoridades de Municipios que integran la Cuenca del Río Luján.

 

Por Clarisa Altieri

COMENTARIOS

Comentarios