Ciencias Económicas

Revora presenta ley de asistencia al sector lechero

La creación de un Fondo Provincial con asistencia económica “urgente” a los tamberos, la determinación de un precio de referencia para cada etapa de la cadena de producción y la promoción financiera de proyectos de inversión son los ejes centrales de un proyecto presentado por el diputado provincial mercedino Santiago Révora que declara la emergencia del sector lechero en todo el territorio bonaerense.

“El sector lechero fue uno de los tantos que resultaron perjudicados por las políticas económicas y agropecuarias del gobierno nacional y provincial y estamos en la obligación de generar distintas herramientas en su defensa, del mismo modo que estamos trabajando con cada uno de los sectores productivos de la provincia”, expresó Révora, quien elaboró el texto del proyecto después de diferentes reuniones con tamberos.

En efecto, y según cifras oficiales, 2016 fue un año de crisis para la lechería, afectada por decisiones macroeconómicas como la devaluación (suba de precios de insumos), la eliminación de los derechos de exportación y la desregulación de los comercios exterior e interior. En el primer trimestre del año pasado, por caso, el valor de las exportaciones fue el peor de los últimos ocho años. A diferencia de los granos, que ajustan su precio según el tipo de cambio, el 85% de la producción lechera se destina al mercado interno.

“La pérdida de rentabilidad hizo que muchos tambos entraran en una profunda crisis donde no pueden afrontar ni siquiera los costos directos”, ejemplificó ‘Lalo’ Révora.

“Además, mientras los precios al consumidor se incrementaron, los recibidos por el productor se estancaron o retrocedieron. El precio promedio de la leche al productor en 2015 fue de $3 y en febrero de 2016 se ubicó en torno a $2,70. A esto hay que sumarle la pérdida de poder adquisitivo de la gente: se compra menos leche, es así de sencillo. Según el Observatorio de la Cadena Láctea Argentina del Ministerio de Agroindustria, desde 2015 a esta parte se cerraron 460 tambos. Detrás de todos estos números hay familias enteras a los que tenemos que darles una respuesta urgente”, agregó.

Entre otros números alarmantes, las exportaciones cayeron un 28,1% y el consumo total un 5,2%; y el consumo doméstico per cápita cayó de 214 litros en 2015 a 201 litros en 2016 (-6,1%). Un golpe letal para una industria que ocupa el tercer puesto dentro de la alimentación; participa en un 12 por ciento del producto bruto del sector alimentario; y aporta el 2,1 por ciento de fuentes de empleo, el 2,1 de exportaciones y el 5,4 del valor bruto de producción.

“A más de un año de gobierno de los Ejecutivos nacional y provincial, no se vislumbra ningún tipo de medidas de su parte que tiendan a revertir esta situación del sector, sino que se profundizará el plan de ajuste y desregulación que se viene llevando a cabo. Este proyecto intenta revertir esta caída y por eso sostenemos la ilusión de que avance y se convierta en una solución para los tamberos”, concluyó el legislador mercedino.

El texto del proyecto establece la declaración por un año de “la emergencia en el sector de lecherías en el ámbito de la provincia de Buenos Aires” y, entre otras cosas, propone:

Crear el Observatorio Provincial de la Lechería, que tendrá por funciónrecopilar y elaborar estadísticas sobre precios y volúmenes de producción y de comercialización en toda la cadena láctea; y sobre la base de esquemas de costos, establecer un precio de referencia para cada etapa clave de la cadena, en particular para el pagado al tambero.

Crear el Fondo Provincial de Lechería (FPL), que se compondrá de la asignación presupuestaria determinada por el Ley de presupuesto provincial;de recursos provenientes de préstamos que pedirá el gobierno provincial aorganismos de crédito nacionales o internacionales; y otros fondos que el Ejecutivo pudiera determinar.

Y, a través del FPL, brindar asistencia económica a los tamberos que procesen menos de 3000 litros por día, de 30 centavos por litro; asistir a proyectos de inversión; brindar apoyo tecnológico y capacitación a los sectores cooperativos y de los pequeños productores tamberos; promover la creación de nuevos tambos y organizaciones cooperativas en la producción primaria e industrial, la consolidación de cuencas lecheras, la logística de recolección yel tratamiento de la leche.

 
Fuente: Prensa FMPV

COMENTARIOS

Comentarios